L

a vida puede ser como una montaña rusa. Hay temporadas donde usted siente que todo está funcionando bien, y de repente, todo se empieza a desmoronar. 

Es fácil desanimarse cuando esto sucede: tal vez usted perdió su trabajo o su relación terminó, o incluso usted está luchando con una enfermedad o adicción. Pero es posible recuperarse de estos desafíos inesperados–solo se necesita un poco de resiliencia y creatividad! 

Aquí le presentamos algunos consejos sobre cómo enfrentar la adversidad con más confianza: 

Cultive optimismo.

El primer paso para crear resiliencia es cultivar optimismo.

El optimismo es una manera muy poderosa de pensar que puede ayudarle a mantener su estabilidad emocional y recuperarse de la adversidad. Usted tal vez esté pensando “¿Pero qué pasa con mis problemas? ¿Cómo puedo ser optimista si la vida es muy complicada?” Esto es algo con lo que yo lucho diariamente. Sin embargo, hay maneras de cultivar el optimismo: 

¡No se rinda! Piense en todas las veces en su vida que ha estado atascado en el tráfico o sentado en una reunión incómoda––y luego recuerde en cómo terminaron esas situaciones. Igualmente usted va a lograr salir de la situación por la que está pasando. Siga trabajando en usted, siempre con la frente en alto, hasta que las cosas mejoren (o por lo menos sean soportables).  

¡No sea pesimista! Un pesimista dice cosas como, “Esto nunca va a funcionar, nunca va a suceder.” Por el contrario, un optimista dice: “No estoy seguro si esto va a funcionar en este momento… pero si sigo esforzándome lo suficiente y resolviendo el problema paso a paso, eventualmente lo lograré.” Los pesimistas sólo ven obstáculos en su camino; los optimistas se enfocan en buscar soluciones para estos obstáculos.

No intente resolver todo al mismo tiempo. 

Si usted está pasando por una crisis o intentando recuperarse de una, no intente resolver todo al mismo tiempo. 

Es muy fácil concentrarse en todas las cosas que usted extraña y desearía volver a tenerlas: su último trabajo, cosas materiales, personas que fueron arrebatadas de usted. Pero si se enfoca demasiado en todo a la vez, será difícil para cualquiera––incluido usted mismo––ver qué tan lejos está de lograr lo que se propuso. 

En vez de intentar resolver todo a la misma vez y sentir que nada está dando resultados, enfóquese en solucionar una sola cosa, para que cuando logre resolverla, pueda seguir con la próxima y así sucesivamente.

Practique la gratitud.

Cuando usted está agradecido por lo que tiene, se vuelve más fácil entender que hay personas en su vida que lo aman y lo apoyan. Puede que esto suene como algo muy fácil, pero yo pienso que muchos de nosotros no pasamos mucho tiempo pensando en las cosas buenas que hay en nuestras vidas. También hay que estar agradecido por aprender de los errores, cambiar el comportamiento, o crecer como persona –– incluso si esto es difícil.  

Por último, no sea muy crítico con usted mismo. 

Es fácil enojarse con uno mismo cuando se está pasando por un período difícil, pero eso solo empeora las cosas. Si siente que su nivel de estrés aumenta, tome medidas para reducirlo. Cuando atraviese una crisis, considere consultar a un terapeuta para que lo ayude a sobrellevar sus emociones y recuperar el equilibrio en su vida.

Esperamos que este artículo le brinde información sobre cómo recuperarse de una crisis y desarrollar resiliencia en el futuro.

Posted 
Aug 1, 2022
 in 
En Español
 category

Live Clases by

View All
No items found.